Posteado por: Administrador | 12 septiembre, 2011

Cambios en la Guardia Nacional

Caída y mesa limpia

GN. Es el componente Guardia Nacional Bolivariana. El presidente Chávez firmó los cambios. Hay caída y mesa limpia. Hay cambios importantes no sólo de forma sino del destino de la Guardia. El Jefe del Estado Mayor será el GD Francisco Romero Figueróa, quien viene de ser Viceministro de Seguridad Ciudadana y sustituye al GD Fernando Fernández González. El Inspector General será el GD José Anicetto Torrealba Torrealba, quien ocupaba el cargo de Jefe del Comando de Personal. El nuevo jefe de la Efofac es el general Danilo Enrique Tello Yaguaramay. El divisionario José Estebán Rivas Luque será enviado a la embajada de Argentina; viene de jefe en la Junta Permanente de Evaluación. El general Rufino Armando León de la Torre, quien ocupa el cargo de Jefe del Servicio de Armamento será enviado a la embajada de México. Para la Junta Permanente de Evaluación irá el GD Franklin Márquez Jaimes, quien estuvo desde el 2009 como jefe del Comando Regional Nro.1. Para el Comando de Personal designarán al GD Luis Bohórquez Soto, quien por cuatro años fue jefe del Core 4. Los nuevos jefes de los comandos regionales serán: para el Core 1, el GB Richard López Vargas, quien viene del Grupo de Acción y Comando; para el Core-2 irá el GB Sergio Rivero Marcano, quien era jefe del Estado Mayor del Core 5; para el Core-3, irá el GB José Goncalvez, quien viene de ser jefe de Seguridad Urbana en Caracas; y para el Core-4 el GD Jorge González Arreaza, quien viene de ser director de la Efofac. GD. Alirio Ramírez, quedaría como inspector general.
 
Frontera

Un alto oficial activo en Táchira tiene unos 40 vehículos tipo encava modelo 600 y 750.
Aprovechándose del cargo que ostenta, tiene los camiones, día y noche, llevándose los productos de primera necesidad para el vecino país. Los camioncitos pasan por los puestos de la Guardia Nacional El Mirador, alcabala Peracal y siguen hacia La Parada (Colombia), que está al pasar el puente internacional Simón Bolívar. Salen de contrabando hasta depósitos clandestinos en La Parada. De ahí los trasladan a Cúcuta. Esos camiones no son detenidos en ninguna alcabala venezolana.

En esos puntos de control están destacados algunos guardias enviados por el alto oficial dueño de los camiones. Entre esos guardias de “confianza”, encargados de permitir el paso de los mencionados camiones y de recoger el famoso Pote, está un sargento mayor de segunda alias El Pija, destacado en la canal 18 meses; es el más antiguo ahí y es inamovible.
Hay encargados de recoger el pote por compañías, puestos y pelotones.
Los capitanes son la base de ese Pote.

Son movidos a capricho. No es extraño que del Core-1 salieran los oficiales involucrados en el caso de la cabilla.
Hay un capitán, alias El Inmoral, quien estuvo destacado, 10 meses en el puesto de Guarumito, quien tendría una finca en Achaguas, una mansión en Calabozo y viene de trabajar desde San Fernando de Apure.
El Inmoral también se encarga de cuadrar a féminas para sus superiores.

Otro es un mayor alias El Duro, llegó al Core-1 en julio 2009, desde la Asamblea Nacional donde estuvo por lo menos 10 años. Hay un sargento alias La Chilindrina, uno de los encargados de recoger Pote. Un teniente alias El Águila, quien estuvo antes en Guarumito, encargado de que las gandolas, con chatarra y cabilla, pasen por Copa de Oro, rumbo a El Vallado y sigan a Cúcuta. El sargento mayor de segunda alias El Deivis, es conocido como el duro de la cabilla, y estuvo en los puestos de El Mirador y Copa de Oro; lo protege un general de Caracas y además de dos mansiones en Táchira y Caracas, tiene una flota de 12 cavas a su cargo, que llevan víveres para Colombia. El sargento ayudante alias El Montón, tiene una mansión en Los Teques, y es una especie de militar clandestino, pero como es compadre de un general se destaca en diferentes puesto donde exige dádivas. Silencio es lo que ha quedado del caso del capitán Aular, quien estuvo administrando el mercado de Táriba, hasta que una comisión mixta del Sebin y el Ejército, le agarraron 5 gandolas de leche de Pdval, en las instalaciones del mercado, que iban de contrabando para Colombia. Tal vez los cuerpos de inteligencia, puedan averiguar al alto oficial, compadre de un general con mucho poder, porque ese alto oficial es dueño de un hato en Apure, una finca en Biruaca, un lujoso apartamento en Mérida, una casa en un conjunto privado en Margarita, 5 lujosas camionetas, un resort en Curazao, accionista de una cadena de hoteles en Puerto La Cruz y su esposa tienen varios locales comerciales en Apure. Uff cómo le rinde el sueldo de oficial.

Leonardo Ruiz <leoruizb@hotmail.com>

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 8.065 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: